Suscríbete a nuestro newsletter

Porque además de los partidos hay mucho para contar

    TOP

    La mitad de la torta – Carta desde Nueva York #9

    NUEVA YORK – Ir a un cumpleaños y comerte la mitad del pastel tú solo. Es bastante, ¿No?
    Rafael Nadal perdió este lunes contra el estadounidense Frances Tiafoe, cuya interesante historia de vida se las contamos en CLAY: hijo de inmigrantes de Sierra Leona, compartía una camilla de masajes para dormir junto a su hermano durante su infancia, en una habitación armada en la oficina del club de tenis, donde su papá era el conserje.
    El español nunca resolvió el puzle y no pudo encontrar su gran nivel de juego en todo el torneo. En la ronda pasada, contra Gasquet, es verdad que jugó bien, pero digamos que «no cuenta»: salvo en el tercer set, el francés ni corría, y el español le tiene la mano absolutamente tomada (jugaron 18 veces y Nadal ganó todas).
    Tiafoe, en los octavos, fue infinitamente superior y cumplió lo que dijo en la previa. Iba a buscar a Nadal, esta vez como el mejor tenista que es en comparación a lo que era en sus enfrentamientos pasados.
    “Tengo cosas mucho más importantes que el tenis de atender. A partir de ese principio básico, tomaré las decisiones adecuadas en base a cómo vaya todo en mi vida personal. Tenía que hacer un esfuerzo aquí, y lo hice. No ha salido como me habría gustado”, contó luego ante los reporteros.
    Nadal estuvo con la mente puesta en Manacor en esta gira norteamericana: su mujer, embarazada de su primer hijo, pasó por complicaciones que la obligaron a pasar por el hospital. Nada grave.
    «Han sido unos meses difíciles. Toca empezar de nuevo, profesionalmente hablando. Ahora es el momento de tener el primer hijo y confiar en que todo salga bien”, comentó el español.
    Para quien podría ser número uno a partir del próximo lunes, “es momento de resetear».
    Entonces Nadal deja Nueva York con un saldo anual en Grand Slams impresionante y totalmente inesperado: 22 victorias, una derrota y un walk over (no se presentó a las semis de Wimbledon). Dos títulos de cuatro posibles. Un Australia que iba a ser el décimo de Djokovic. Un Roland Garros que ganó con un pie anestesiado.
    El resto que se reparta la otra mitad de la torta.

    Si estás leyendo esto es porque te gusta el tenis y disfrutas con el periodismo que hacemos. Si puedes y quieres colaborar, invítanos un KOFI para que podamos seguir contando las mejores #HistoriasDeTenis por el mundo.
    Invitame un café en cafecito.app

    Reporteando el tenis alrededor del mundo desde hace 10 años. Ha colaborado con medios como La Tercera, Cooperativa, Infobae, y Racquet. Fundador del ex programa de radio Tercer Saque. Pluma & Lente es su espacio personal donde cuenta sus viajes y aventuras.

    Deja un comentario