Suscríbete a nuestro newsletter

Porque además de los partidos hay mucho para contar

    TOP

    Jannik Sinner: esquís por raquetas y una rivalidad con Alcaraz que promete

    LONDRES – Bajando de las altas cumbres de los Alpes. Un chico que tenía un gran futuro con botas en los pies enganchadas a un par de esquíes. De pasaporte italiano, pero con el alemán como su lengua nativa. Y que a simple vista responde a cualquier estereotipo, menos, al de un típico tano.

    Es que Jannik Sinner no lo es. No es el tradicional jugador de tenis de la península. No es el típico italiano.

    El tenista de 20 años nació y creció en Innichen en la región de Tirol del sur. Muy cerquita de la frontera con Austria, donde ser bilingüe es un hecho de la vida. Sinner lo exhibe en cada conferencia de prensa cuando deambula entre el italiano y el alemán, siempre después del inglés. Trilingüe, en realidad.

    La zona era austríaca antes de la Primera Guerra Mundial. La región, por cierto, económicamente más rica que cualquier otra en Italia, es un destino para los fanáticos de los deportes de nieve, un sitio donde espectaculares spas le entregan el balance al panorama deportivo.

    De ahí surgió el gran proyecto del tenis italiano, que a los 13 años escogió darle de lleno a la bola amarilla, en vez seguir el camino al esquí profesional. El 2008, a los ocho años fue campeón de slalom y siguió siendo uno de los mejores juniors por cuatro años más. Pero a Sinner le gusta el juego, el mano a mano del deporte, el factor lúdico y el poder dar vuelta los partidos. Eso no lo tiene el esquí.

    Sinner fue de los esquiadores junior de Italia con mayor proyección /HEAD

    Así cambió las montañas del noreste por la Riviera italiana del norponiente, antes de la línea con Francia. Aterrizó en la academia de Riccardo Piatti en Bordighera, con quien trabajó hasta marzo, cuando se puso bajo las órdenes de Simone Vagnozzi. En esta gira sobre hierba, sumó a Darren Cahill a su equipo técnico, ex coach de Lleyton Hewitt, Andre Agassi y Simona Halep.

    Sinner, de 188 centímetros de altura, y con intenso naranja en su cabellera lisa con terminaciones rizadas, pasó a octavos de final en Wimbledon tras plantarse frente disparos de John Isner. El norteamericano superó el récord mundial de más aces en total que tenía Ivo Karlovic: ya son 13.729 los saques directos del norteamericano en toda su carrera.

    Aún frente a ese bombardeo, hizo suyo el partido en tres sets, con su tenis agresivo y su carácter calmado. No grita el “Madonna!”, ni se ofusca cuál italiano histriónico clásico.

    Explica abiertamente esa última característica, diferente al del resto de sus compatriotas. “No soy frío, sólo mantengo la calma, que es esencial para superar la presión, enfrentar cada juego con la mente fresca y evitar perder el control entre el frenesí de cada punto”, contaba a ICON, revista especializada en moda, que lo llevó en portada, en el marco de una sesión fotográfica arriba de un velero.

    La rivalidad del futuro

    Súmenle otra lengua al políglota colorín. Se comunica en español cuando habla con Carlos Alcaraz, según cuenta el propio hispano: “Yo no sé hablar italiano por el momento, así que hablamos español. Tiene que mejorar, pero su español es bueno”. Sinner, dice que se comunican con un híbrido cuando se topan en los vestuarios: “Nos entendemos bien, tenemos una buena relación, fuera de la pista somos amigos”.

    Grandes rivalidades construyen parte importante de la historia del tenis, y el duelo Sinner-Alcaraz está llamado a ser el protagonista del tenis masculino en la época posterior al Big 3. Son los tenistas nacidos en el presente milenio que más éxitos acumulan hasta ahora. Se enfrentaron en el Masters 1000 de París Bercy (triunfo para Alcaraz). Este domingo la rivalidad llega a Wimbledon.

    “Espero que sea este el caso, que sea un duelo que tenga historia. Todavía tengo mucho trabajo por hacer, cada cuál hace su propio camino. Somos ambos jóvenes, grandes tenistas y buenas personas. Veamos qué nos depara el futuro a mí y a Carlos”, comenta el italiano. Alcaraz, por su parte proyecta una «bonita rivalidad» que será protagonista en varios momentos importantes a través de grandes partidos.

    + posts

    Reporteando el tenis alrededor del mundo desde hace 10 años. Ha colaborado con medios como La Tercera, Cooperativa, Infobae, y Racquet. Fundador del ex programa de radio Tercer Saque.
    Pluma & Lente es su espacio personal donde cuenta sus viajes y aventuras.

    Deja un comentario