Suscríbete a nuestro newsletter

Porque además de los partidos hay mucho para contar

    TOP
    meteorología

    La meteorología según el Abierto de Australia – Carta desde Melbourne (3)

    MELBOURNE – Como el famoso grupo de conciertos de Antonio Vivaldi. Se dice que en la ciudad del suroeste de Australia, las cuatro estaciones pueden desfilar en una misma jornada.

    El tenis en el segundo día en Melbourne fue interrumpido dos veces por factores diferentes. Una gracias al calor extremo, otra por el chaparrón. Algo, aunque relativamente normal en la capital de Victoria, es muy atípico en el resto del circuito.

    El Abierto de Australia funciona con la Escala de Estrés por calor que ayuda a los organizadores a concluir si es seguro continuar con un partido ante el calor extremo. “Va del uno al cinco, con recomendaciones específicas asociadas a cada escalón”, contó Craig Tiley, director del torneo.

    Parte con templar las condiciones de juego, aumentar la hidratación, aplicar estrategias de enfriamiento, y dedicar pausas prolongadas, antes de suspender el juego.

    Y los cuatro elementos principales de esa escala, son la medición de la humedad, la temperatura, la radiación y la velocidad del viento.

    A las dos de la tarde, cuando el termómetro marcaba 34° C a la sombra, todos los partidos se suspendieron. Salvo los de las tres canchas principales, claro, donde se jugaba con el techo cerrado. Así Andy Murray y Matteo Berrettini jugaban un partido impresionante que ganó el escocés de 35 años y una cadera metálica en el súpertiebrek del quinto set.

    Otro que jugaba con aire acondicionado fue el peruano Juan Pablo Varillas, que casi da la sorpresa contra Alexander Zverev. El limeño ya había llevado al límite a un favorito en un Grand Slam, cuando en París perdió contra Felix Aliassime.

    Cinco sudamericanos tuvieron que parar:  Diego Schwartzman, Pedro Cachín, Facundo Bagnis, Nicolás Jarry y Daniel Galán. Sólo el número uno de Argentina y el chileno ganaron sus partidos después que el infierno cesó.

    Jarry lo hizo por primera vez en su carrera. Se fue de la cancha cuando brindaba el mejor tenis de su vida después de volver de su suspensión. Hizo bicicleta estática, comió y hasta durmió una siesta. Volvió como si nada y bajó al serbio Miomir Kecmanovic.

    lluvia melbourne

    Y cuando parecía que la jornada se iba a poder completar, a las ocho de la noche el cielo melbouriano arrancó con sus caprichos e inundó las canchas de cemento.

    Tarea difícil la de pronosticar el tiempo en Melbourne.

    FOTO: REGINA CORTINA

    Si estás leyendo esto es porque te gusta el tenis y disfrutas con el periodismo que hacemos. Si puedes y quieres colaborar, invítanos un KOFI para que podamos seguir contando las mejores #HistoriasDeTenis por el mundo.
    Invitame un café en cafecito.app

    Reporteando el tenis alrededor del mundo desde hace 10 años. Ha colaborado con medios como La Tercera, Cooperativa, Infobae, y Racquet. Fundador del ex programa de radio Tercer Saque. Pluma & Lente es su espacio personal donde cuenta sus viajes y aventuras.

    Deja un comentario